Piratas y loros online

Mañana, miércoles 18 de enero de 2012, se juntan los gigantes virtuales para hacerle frente a la ley SOPA (Stop Online Piracy Act). Para ellos, el proyecto que se propone aprobar el Congreso de EEUU para detener la piratería en Internet, atenta contra la libertad de expresión, la innovación y el funcionamiento dinámico de Internet. Por eso, Wikpedia, Reddit, Mozilla, WordPress, Free Software Foundation, Destructoid, Twitpic y Minecraft y una multitud de webs adscritas al movimiento “Web Goes on Strike” anunciaron un “apagón” generalizado durante doce horas en señal de protesta. Al mismo tiempo, Google, Yahoo!, eBay, Facebook y Twitter, sin unirse en la medida, rechazaron abiertamente la SOPA a través de anuncios en la prensa. Del otro lado, está el lobbie que impulsa la ley, la industria tradicional del entretenimiento, Hollywood, News Corporation, la figura emblemática del magnate de la comunicación Rupert Murdoch, quien a través de Twitter criticó las dudas expresadas por Barack Obama con respecto al proyecto.

Esta batalla es parte del conflicto (desarrollado en los últimos posts) entre el “cuarto poder”(los medios de comunicación masiva) y el “quinto poder”(Internet y las nuevas tecnologías vinculadas). La pulseada entre estos dos poderes informales se centra en la relación con los contenidos. La ley SOPA es deudora del viejo paradigma. El negocio de los medios masivos consiste en vender(o sacar provecho de) su capacidad de influencia, tiempos-espacios de publicidad y propaganda. Para esto se basa en un esquema vertical de circulación del contenido, que baja unificado desde una gran productora por un solo canal, como un embudo invertido, hacia una masa homogénea. En cambio, Internet propone un esquema horizontal de generación de contenidos, donde cada usuario es un potencial productor, la información circula en múltiples direcciones y se disemina en públicos heterogéneos. Actualmente ambos poderes funcionan entrelazados, con influencias reciprocas. Tal vez, ambos persiguen el control y la acumulación de capital. Por eso, Murdoch es la cara visible de medios off-line y también de importantes medios online. Pero es precisamente en esta convivencia que entran en cortocircuito dos mecánicas de circulación de la información contradictorias, dos modelos de negocios distintos.

En el plano ideológico, desde un lado se ataca a la “piratería” y se defiende el “copyright”, derecho fundamental para la vieja industria cultural. Desde el otro extremo, surje el “copyleft”, la opción alternativa de los autores de dejar la licencia libre, permitiendo su utilización, copia, modificación y redistribución; y garantizando las libertades para cualquier receptor de una versión derivada. En el medio hay tantas posiciones como personas e intereses.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *